• Archivos

PSICOTROPICOS

Un psicotrópico o droga psicoactiva es un agente farmacológico con propiedades para inducir cambios en el humor o estado de ánimo y en la calidad de la percepción de un sujeto.

FUENTE: WIKIPEDIA

ANTIPSICÓTICOS

Tranquilizantes Mayores

Antipsicóticos atípicos       Antipsicóticos típicos

ESTIMULANTES

  Quetiapina   Olanzapina

Haloperidol   Clorpromazina

DEPRESORES

Estimulantes Psicomotores

  Anfetaminas     Khat
  Metilfenidato   Cocaína

Aminocetonas

 Bupropión   Dietilpropión

            SSRIs

  Paroxetina   Fluoxetina
  Sertralina

Tranquilizantes Menores

    Lorazepam   Diazepam
    Alprazolam   Flunitrazepam

Otras Aminas simpaticomiméticas

    Efedrina
    Pseudoefedrina

Colinérgicos
Nicotina
Betel
Muscarina

Otros Sedantes Hipnóticos

    Alcohol         Éter   Hidrato de Cloral
    Barbitúricos   GHB    Cloroformo
    Metacualona

    Metilxantinas

    Cafeína
    Teobromina
    Teofilina

  Psiquedélicos

    MDMA
    Mescalina
    DOM
    LSD
    Psilocibina

Cannabis

Disociativos

  Ketamina
  PCP         Dextrometorfano

Amanita muscaria
  Ácido iboténico
  Muscimol

Analgésicos Narcóticos

Opio
Codeína
Morfina
Heroína
Fentanilo

DMT

Ibogaína

  Óxido nitroso

  Salvinorina

Anticolinérgicos
  Dimenhidrinato
  Difenhidramina
  Atropina
  Escopolamina



En la siguiente listado, se clasifican de acuerdo con su status legal una serie de agentes depresores del SNC. La acción depresora de estas drogas presenta, según los casos, diferentes grados de potencia, de selectividad y opera por mecanismos también distintos. En este grupo están incluidos los llamados tranquilizantes menores, que son ansiolíticos como las benzodiazepinas, y también los barbitúricos. También, drogas como el GHB o el alcohol etílico. Por otro lado, también están entre los psicotropos depresores los tranquilizantes mayores, término que se suele utilizar para referirse a los fármacos antipsicóticos. Como podrá suponerse, los antipsicóticos no son fármacos normalmente asociados con fenómenos de abuso. Por esto en EE.UU. y otros países el circuito de estos fármacos no es monitoreado por organismos federales. No obstante, se trata de agentes psicotropos y su administración sin supervisión médica, incluso a dosis bajas, puede conducir a efectos colaterales de relevancia. En particular, su uso crónico se correlaciona con el síndrome de diskinesia tardía, caracterizado por síntomas similares al parkinsonismo, con pérdida irreversible del movimiento voluntario.

A
    *
      [+] Alcohol
    *
      [+] Ansiolíticos
    *
      [+] Anticonvulsionantes
   
A cont.
    *
      [+] Antidepresivos
    *
      [+] Antipsicóticos
D
    *
      [+] Drogas
F
    *
      [+] Fenetilaminas
   
H
    *
      [+] Hipnóticos
S
    *
      [+] Sedantes
Se listan 12 artículos de esta categoría.
    * Hipnótico
    * Psicotrópico
C
    * Ciclobenzaprina
F
    * Fluoxetina
   
G
    * Gabapentina
L
    * Lamotrigina
    * Levonantradol
P
    * Paroxetina
    * Piper

PSICOTRÓPICOS

 

DEPRIMENTES: Son drogas
naturales o sintéticas que afectan al sistema nervioso central, desacelerando
sus funciones:

Los deprimentes se
clasifican en:

 SEDANTES (BARBITÚRICOS)
HIPNÓTICOS
CALMANTES O TRANQUILIZANTES

Los deprimentes dan lugar
a una gran dependencia física y psíquica.

 SEDANTES (BARBITÚRICOS):
Son drogas que producen un estado de relajación y de depresión general y
pueden provocar sueño.
Estas drogas se utilizan como sustitutivas de la heroína o para intensificar
los efectos, consumiendo cantidades superiores a las prescritas por
facultativos. También son las sustancias que frecuentemente constituyen el
medio más utilizado para llegar al suicidio.
Otro peligro de esta droga es el llamado "AUTOMATISMO DE LA DROGA",
fenómeno por el que al existir la confusión mental, hace olvidar el número de
dosis ingeridas, así como el tiempo transcurrido entre las tomas, conduciendo
esto a una dosis masiva o a la sobredosis.
Igualmente se da el "SINERGISMO", potenciación del barbitúrico, al
mezclarlo con alcohol o con estimulante, por el que han producido numerosas
muertes debidas a este fenómenos.

HIPNOTICOS:
Son sustancias químicas que una vez ingeridas, producen o inducen al sueño.
Ejercen efectos antitusivos y antiespasmóticos, se utiliza para sedarse durante
el día y para inducir al sueño durante la noche.

Producen igualmente gran
dependencia psíquica y poca física.

 CALMANTES O
TRANQUILIZANTES: Se trata de calmantes psíquicos que
producen cierta sedación y alivian la ansiedad. Los más utilizados son las
benzodiazepinas.
EFECTOS FARMACOLÓGICOS: Tienen acción tranquilizante, calman la ansiedad, la
tensión nerviosa y alivian el insomnio. También producen relajación muscular,
por lo que tienen propiedades anticonvulsionantes.

EFECTOS DERIVADOS DEL USO
HABITUAL: Las benzodiazepinas tienen amplio margen de seguridad, en general son
fármacos poco tóxicos, y de ahí deriva su uso tan popular ; sin embargo son
capaces de provocar algunas manifestaciones nerviosas como somnolencia,
cefaleas, mareos, alteraciones de la memoria y deterioro de la función sexual a
dosis elevadas.
Las benzodiazepinas además producen farmacodependencia, semejante a la
producida por los barbitúricos, pero no producen dependencia física.
De todo esto podemos deducir el peligro de su uso indiscriminado, es necesario
además, en caso de utilización terapéutica, emplearlas con precaución en
personas que deben conducir vehículos o con actividades laborales peligrosas, y
NUNCA administrarlas junto a bebidas alcohólicas.

OTROS DATOS: Los ansiolíticos
pueden dividirse en dos grupos: de acción intermedia y de acción a largo
plazo.
Aunque existe un mayor riesgo de que aparezca un síndrome de abstinencia con
los primeros, hay mas riesgo de acumulación de droga, y por tanto de efectos
adversos en individuos con una gran susceptibilidad, al emplear tranquilizantes
de acción larga.
Se recomienda dosis mínimas a corto plazo (dos a cuatro semanas) para aliviar
la ansiedad severa, incapacitante y que causa una angustia extrema. Su uso debe
ser vigilado e interrumpido tan pronto como sea posible. La retirada debe de ser
gradual para evitar la reaparición de los síntomas originales.

________________________________________________________________________-
TRANQUILIZANTES MENORES:
ALPRALOZAN

INDICACIONES TERAPÉUTICAS

Alprazolam está indicado para el tratamiento de:

Ansiedad.

Depresión (no se ha establecido su uso en la ­depresión con
características psicóticas, en trastornos bipolares o en depresión
“endógena”).

Depresión con ansiedad.

Ansiedad, depresión con ansiedad o depresión asociada con otra enfermedad funcional u orgánica.

Trastornos de pánico.

CONTRAINDICACIONES

Alprazolam está contraindicado
en pacientes con hipersensibilidad conocida a las benzodiazepinas o a
cualquier componente de la formu­lación del producto.

DOSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN

La dosis óptima debe individualizarse con base a la severidad de los síntomas y la respuesta individual del paciente.

La dosis habitual generalmente llenará las necesidades de la mayoría de
los pacientes. En los pacientes que requieran dosis más altas, la dosis
se debe aumentar lentamente para evitar los efectos adversos. En
general, los pacientes ,que no han recibido previamente medicamentos
psicotrópicos requerirán dosis algo más bajas que aquellos tratados
anteriormente con los tranquilizantes menores, antidepre­sivos o
hipnóticos. Se recomienda seguir el principio general de usar la dosis
más baja efectiva en pacientes geriátricos o pacientes débiles para
impedir el desarrollo de ataxia o sobresedación.

Duración del tratamiento: Hay datos disponibles para apoyar el uso
hasta por 6 meses para ansiedad y depresión y hasta por 8 meses en el
tratamiento del trastorno de pánico.

Supresión del tratamiento: Para suspender el tratamiento con
alprazolam, la dosis debe reducirse lentamente en apego a las buenas
prácticas médicas.

Se sugiere que la dosis diaria de alprazolam se disminuya por no más de 0.5 mg cada 3 días.

Algunos pacientes pueden requerir una reducción de dosis aún más lenta.

Uso pediátrico: No se han establecido la seguridad y la eficacia en niños menores de 18 años de edad.

CLONAZEPAM

FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN

Cada comprimido contiene:
Clonazepam………………………… 0.5 y 2 mg
Excipiente, c.b.p. 1 comprimido.
Cada ml de solución gotas contiene:
Clonazepam……………………………… 2.5 mg
Vehículo, c.s. 1 ml.

INDICACIONES TERAPÉUTICAS

Ansiolítico y
anticonvulsivante.
RIVOTRIL® está indicado en los diversos trastornos de ansiedad, en los
síndromes fóbicos, ataques de pánico y el trastorno
obsesivo-compulsivo.
RIVOTRIL® está indicado en ausencias típicas (petit mal), ausencias
atípicas (síndrome de Lennox-Gastaut), convulsiones mioclónicas y
convulsiones atónicas (síndrome de caída), en espasmos infantiles
(síndrome de West), en los desórdenes de pánico y en los síndromes
fóbicos.
RIVOTRIL® también está indicado como terapia de adición en el
tratamiento de las convulsiones tónico-clónicas (gran mal),
convulsiones parciales simples y complejas, en convulsiones
tonicoclónicas generalizadas.

CONTRAINDICACIONES

RIVOTRIL® no deberá utilizarse
en pacientes con hipersensibilidad conocida al clonazepam o a
cualquiera de los componentes de la fórmula, o en aquéllos con
insuficiencia respiratoria grave.

DOSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN

Comprimidos:
En epilepsia: Cuando se emplea como antiepiléptico, la dosis inicial
para adultos no deberá exceder los 1.5 mg/día, divididos en 2-3 dosis.
La dosis podrá incrementarse en 0.5 mg cada tres días hasta que se
controlen adecuadamente las convulsiones o bien los efectos secundarios
impidan otro aumento. La dosis de mantenimiento deberá individualizarse
para cada paciente dependiendo de la respuesta. Generalmente es
suficiente una dosis de mantenimiento de 3-6 mg por día. La dosis
terapéutica máxima para adultos es de 20 mg al día y no deberá
excederse. En lactantes y niños hasta los 10 años de edad (o hasta 30
kg de peso), la dosis inicial es de 0.01-0.03 mg/kg diarios,
administrados en 2-3 dosis divididas, la dosis se podrá incrementar en
no más de 0.25-0.5 mg cada tercer día hasta que se alcance una dosis
diaria de mantenimiento de aproximadamente 0.1 mg/kg de peso corporal.
La dosis diaria máxima para niños es de 0.2 mg/kg de peso corporal y no
deberá excederse
La dosis diaria deberá dividirse en 3 dosis iguales. Si las dosis
divididas no son iguales, la dosis mayor deberá administrarse antes de
retirarse a dormir. El nivel de dosis de mantenimiento se alcanza con
mayor facilidad tras 1-3 semanas de tratamiento. Una vez que se ha
alcanzado el nivel de dosis de mantenimiento, la cantidad diaria puede
administrarse como una dosis única en la noche. El periodo de
tratamiento se ajustará de acuerdo al control de las crisis y a la
mejoría de los síntomas.
Antes de agregar RIVOTRIL® a un régimen anticonvulsivante preexistente,
deberá tomarse en cuenta que el uso de anticonvulsivantes múltiples
puede resultar en un aumento de efectos adversos.
Instrucciones especiales de administración: RIVOTRIL® ha demostrado su
eficacia sobre el componente ansioso, incluso cuando se ha asociado a
terapias antidepresivas.
RIVOTRIL® puede administrarse de manera concomitante con uno o varios
agentes antiepilépticos, en cuyo caso deberá ajustarse la posología de
cada fármaco para lograr el efecto óptimo.
Como con todos los agentes ansiolíticos y antiepilépticos, el
tratamiento con RIVOTRIL® no podrá detenerse abruptamente, sino que se
reducirá por etapas (véase Reacciones secundarias y adversas).
Las gotas nunca deben administrarse directamente en la boca.
Después de cada uso compruébese que el dosificador quede bien sujeto en
el cuello del frasco.
En trastornos de ansiedad: En trastornos de ansiedad, la dosis de
RIVOTRIL® deberá ajustarse individualmente de acuerdo a la respuesta
clínica de cada paciente, su tolerancia al fármaco y su edad, por lo
que, sobre todo en trastornos de ansiedad de leves a moderados deberá
iniciarse con dosis bajas.
Los comprimidos ranurados de 0.5 mg facilitan la administración de
dosis iniciales diarias a los adultos que comienzan un tratamiento
ansiolítico. Como regla general, RIVOTRIL® se administra como una
terapia de fármaco único, en dosis bajas, para casos nuevos.
Una dosis oral única de RIVOTRIL® comienza a tener efecto dentro de los
primeros 30-60 minutos y se mantiene efectiva durante 6-8 horas en
niños y 8-12 horas en adultos.
Para evitar reacciones adversas al principio de la terapia, es esencial
comenzar el tratamiento con RIVOTRIL® a dosis bajas, por lo que se
sugiere iniciar con comprimidos de 0.5 mg, ranurados, lo que permite
incluso iniciar con dosis fraccionadas de 0.25 mg, y aumentar la dosis
diaria progresivamente hasta que se alcance la dosis de mantenimiento
adecuada para cada paciente individual. Esto es muy importante para el
paciente que presenta ansiedad y en quien se pretende mejorar
exclusivamente la sintomatología ansiosa, sin llegar a producirle
alguna de las reacciones secundarias mencionadas en el apartado
correspondiente.
Si se prescribe RIVOTRIL® en forma de gotas, éstas podrán administrarse
con una cuchara y deberán mezclarse con agua, té o jugos de frutas.
Basados en dosis establecidas para niños hasta de 10 años y para
adultos, se puede hacer la siguiente recomendación para niños entre 10
y 16 años: la dosis inicial es de 1-1.5 mg/día administrados en 2-3
dosis divididas. La dosis puede aumentarse en 0.25-0.5 mg cada tercer
día hasta que se alcance la dosis individual de mantenimiento, el
periodo de tratamiento se determinará de acuerdo a
la evolución del cuadro y a la mejoría de los síntomas.
Solución (gotas):
Dosis estándar: La dosis de RIVOTRIL® deberá ajustarse individualmente
de acuerdo a la respuesta clínica de cada paciente, su tolerancia al
fármaco y su edad. Para asegurar un ajuste óptimo de la dosis, los
lactantes deberán tomar las gotas y los niños los comprimidos
ranurados. Los comprimidos ranurados de 2 mg facilitan la
administración de dosis diarias menores a los adultos que comienzan el
tratamiento. Como regla general, RIVOTRIL® se administra como una
terapia de fármaco único, en dosis bajas, para casos nuevos y no
resistentes a la terapia.
Una dosis oral única de RIVOTRIL® comienza a tener efecto dentro de los
primeros 30-60 minutos y se mantiene efectiva durante 6-8 horas en
niños y 8-12 horas en adultos.
Para evitar reacciones adversas al principio de la terapia, es esencial
comenzar el tratamiento con RIVOTRIL® a dosis bajas y aumentar la dosis
diaria progresivamente hasta que se alcance la dosis de mantenimiento
adecuada para cada paciente individual.
La dosis inicial para lactantes y niños hasta los 10 años de edad (o
hasta 30 kg de peso) es de 0.01-0.03 mg/kg diarios, administrados en
2-3 dosis divididas. La dosis deberá ir aumentando en no más de
0.25-0.5 mg cada tercer día hasta que se alcance una dosis diaria de
mantenimiento de aproximadamente 0.1 mg/kg de peso corporal o bien
hasta que las convulsiones se controlen o los efectos secundarios
impidan un aumento mayor. La dosis diaria máxima para niños es de 0.2
mg/kg de peso corporal y no deberá excederse.
Si se prescribe RIVOTRIL® en forma de gotas, éstas podrán administrarse
con una cuchara y deberán mezclarse con agua, té o jugos de frutas.
Basados en dosis establecidas para niños hasta de 10 años y para
adultos, se puede hacer la siguiente recomendación para niños entre 10
y 16 años: La dosis inicial es de 1-1.5 mg/día administrados en 2-3
dosis divididas. La dosis puede aumentarse en 0.25-0.5 mg cada tercer
día hasta que se alcance la dosis individual de mantenimiento
(generalmente de 3-6 mg/día).
La dosis inicial para adultos no deberá exceder los 1.5 mg/día,
divididos en 3 dosis. La dosis podrá incrementarse en 0.5 mg cada tres
días hasta que se controlen adecuadamente las convulsiones o bien los
efectos secundarios impidan otro aumento. La dosis de mantenimiento
deberá individualizarse para cada paciente dependiendo de la respuesta.
Generalmente es suficiente una dosis de mantenimiento de 3-6 mg por
día. La dosis terapéutica máxima para adultos es de 20 mg al día y no
deberá excederse.
La dosis diaria deberá dividirse en 3 dosis iguales. Si las dosis
divididas no son iguales, la dosis mayor deberá administrarse antes de
retirarse. El nivel de dosis de mantenimiento se alcanza con mayor
facilidad tras 1-3 semanas de tratamiento. Una vez que se ha alcanzado
el nivel de dosis de mantenimiento, la cantidad diaria puede
administrarse como una dosis única en la noche.
Antes de agregar RIVOTRIL® a un régimen anticonvulsivante preexistente,
deberá tomarse en cuenta que el uso de anticonvulsivantes múltiples
puede resultar en un aumento de efectos adversos.
Instrucciones especiales de administración: RIVOTRIL® puede
administrarse de manera concomitante con uno o varios otros agentes
antiepilépticos, en cuyo caso deberá ajustarse la posología de cada
fármaco para lograr el efecto óptimo.
Como con todos los agentes antiepilépticos, el tratamiento con
RIVOTRIL® no podrá detenerse abruptamente, sino que se reducirá por
etapas (véase Reacciones secundarias y adversas).
Las gotas nunca deben administrarse directamente en la boca. Después de
cada uso, compruébese que el dosificador quede bien sujeto en el cuello
del frasco.

PRESENTACIONES

Comprimidos:

Caja con 30 ó 100 comprimidos de 2 mg en envase de burbuja e instructivo.

Caja con 30 comprimidos de 0.5 mg en envase de burbuja e instructivo.

Solución (gotas): Caja con frasco gotero con 10 ml (1 ml = 2.5 mg, 1 gota = 0.1 mg).

DIAZEPAM

FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN

Cada TABLETA contiene:

Diazepam ………………………… 5 y 10 mg

Excipiente, c.b.p. 1 tableta.

INDICACIONES TERAPÉUTICAS

ORTOPSI­QUE* está indicado en
todos los casos en que la ansiedad y la tensión severas dominan el
cuadro; tiene gran valor para aliviar ansiedad, tensión, inquietud,
excitación psicomotriz, distimias, trastornos somáticos de la ansiedad
y hipocondriasis.

En crisis fóbicas o de pánico, es el medicamento de elección y en
estados de agitación consecutiva al síndrome de abstinencia o supresión
aguda al alcohol, en insomnio y para regular las alteraciones
neurovegetativas y como una medicación preoperatoria y para la sedación
consciente.

El diazepam es un medicamento muy útil en las diversas formas de
epilepsia y no solamente es el medicamento de elección en el status
epilepticus, sino que también cumple un papel bastante efectivo cuando
se asocia con otros anticonvulsivantes en las ausencias típicas, en el
síndrome de West o encefalopatía mioclónica infantil con hipoarritmia.

Por su acción miorrelajante se utiliza en estados espásticos de origen
central, en las contracturas periféricas por diversas causas, síndrome
radicular, contracturas reumáticas, en casos de espasmos musculares
postraumáticos, esclerosis múltiple, discinesia tardía y parkinsonismo.
En algunos trastornos conductuales que se acompañan en el niño
epiléptico, ha demostrado beneficios.

CONTRAINDICACIONES

Este medicamento está
contraindicado en personas hipersensibles al medicamento, glaucoma,
miastenia grave, hipertrofia prostática, embarazo, insuficiencias
hepáticas, renal o respiratoria grave. Hipersensibilidad a las
benzodiazepinas, intoxicación alcohólica aguda con manifestaciones de
depresión, estado de coma o choque, psicosis, hipoxia, edema cerebral y
en personas que manejan vehículos y/o aparatos de precisión.
Administración concomitante con psicotrópicos, antihistamínicos,
barbitúricos, alcohol y otros medicamentos, los cuales por sí mismos
producen depresión del SNC, debido a que producen efectos adicionales
en el mismo. En pacientes con hipoalbuminemia causa depresión profunda.

DOSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN

Oral.


Adultos:



Estados de ansiedad no psicóticos: Dosis de 2 a 10 mg divididos en tres a cuatro tomas al día.



Niños: Dosis de 0.1 a 0.8 mg/kg/día divididos en tres a cuatro tomas al día.



Síndrome de abstinencia alcohólica: 10 mg tres a cuatro veces al día
durante el primer día. Reducir la dosis a 5 mg tres a cuatro veces el
segundo día.

LORAZEPAM

FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN

Cada TABLETA contiene:
Lorazepam…………………………….. 1 y 2 mg
Excipiente, c.b.p. 1 tableta.
INDICACIONES TERAPÉUTICAS

Manejo a corto plazo de los
trastornos de ­ansiedad, incluyendo lo siguiente: Alivio a corto plazo
de los síntomas de ansiedad. Trastornos de ansiedad generalizada.
Ansiedad en estados psicóticos. Ansiedad asociada con síntomas
somáticos. Ansiedad asociada con depresión

o síntomas ­depresivos. Ansiedad reactiva.



• Insomnio asociado con ansiedad.


• Retiro de alcohol.


• Prevención del delirium tremens.


• Premedicación quirúrgica.


• Terapia adjunta a los fármacos antieméticos estándar para la
profilaxis y tratamiento sintomático de la náusea y vómito asociado con
quimioterapia para el ­cáncer.


OSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN

Oral.

La dosis y la duración de la terapia deberán ser indivi­dualizadas.

La dosis efectiva más baja deberá ser prescrita por el menor tiempo
posible. El riesgo de deprivación y el fenómeno de rebote es mayor
después de una descontinuación súbita; por lo tanto el fármaco deberá
desconti­nuarse gradualmente.

No deberá realizarse una extensión del periodo de tratamiento sin una
revalución acerca de la necesidad de continuar con la terapia.

El rango de dosis recomendada es 2 a 6 mg/día, aunque la dosis diaria puede variar desde 1 a 10 mg/día.

Los aumentos en las dosis de lorazepam deberán realizarse gradualmente
para ayudar a evitar efectos adversos. La dosis vespertina deberá
incrementarse antes que la dosis diurna.

Manejo a corto plazo de los trastornos de ansiedad: La dosis inicial
recomendada es de 2 a 3 mg/día, en dosis divididas 2 a 3 veces al día.

Insomnio asociado con ansiedad: La dosis recomendada es de 0.5 mg a 4 mg/día, al acostarse.

Retiro de alcohol: La dosis inicial recomendada es de 2 a 3 mg/día, en dosis divididas 2 a 3 veces al día.

Prevención del delirium tremens: La dosis inicial recomendada es de 2 a 3 mg/día, en dosis divididas 2 a 3 veces al día.

Premedicación quirúrgica: La dosis recomendada es de 2 a 4 mg la noche previa al procedimiento y/o 1-2 horas preprocedimiento.

Terapia adjunta a medicamentos antieméticos estándar para el
tratamiento profiláctico y sintomático del tratamiento de náusea y
vómito asociado con quimioterapia anticáncer. La dosis recomendada es
de 1 mg al acostarse la noche anterior a la quimioterapia y/o 1 mg
administrado 60 minutos antes de la quimioterapia, y repetida a las 6
horas y 12 horas después de la quimioterapia si es necesario.

Pacientes débiles y ancianos: Para pacientes débiles y ancianos reducir
la dosis inicial en aproximadamente 50% y ajustar la dosis como sea
necesario y tolerado.

Uso en pacientes con insuficiencia hepática: La dosis para pacientes
con insuficiencia hepática severa deberá ser ajustada cuidadosamente de
acuerdo a la respuesta del paciente.

Las dosis más bajas deberían ser suficientes en estos pacientes.

Uso en pacientes con insuficiencia renal: No hay recomendaciones
específicas sobre la dosis.

Una respuesta

  1. INFO RELACIONADA A ESTE TEMALINK:    http://WWW.FACMEDUNAM.COM.MX

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: